Bodega Vistandes

Vistandes

Bodega Vistandes

El pasado 23 de julio el equipo de Kahuak fue invitado a conocer la propuesta enoturística y gastronómica que ofrece la Bodega Vistandes. La misma se encuentra ubicada en Cruz de Piedra, en el departamento de Maipú, primera zona enológica de la provincia de Mendoza.

Fuimos recibidos por Gastón García, encargado del área de turismo, quien nos acompañó en todo momento. La visita comenzó en la sala de tanques de acero inoxidable, con capacidad de 190 mil litros. La sala es imponente y se encuentra en perfectas condiciones. Sobre una de las paredes, se puede apreciar una gran ventana enmarcada por piedras que cumplen una doble función: por un lado respetar la decoración de la bodega y por el otro, proteger los tanques del excesivo contacto con la luz solar. Seguimos nuestro recorrido para conocer la sala de piletas subterráneas de hormigón cuya capacidad total es de 520 mil litros y está a su vez conectada con la cava de añejamiento donde se encuentran 350 barricas de roble. La cava es una amplia sala decorada con sillones antiguos e iluminación tenue que crean un ambiente acogedor e íntimo, ideal para degustaciones especiales para conocer lo mejor de la bodega. Sin dudas, el corte transversal de la tierra en una de las paredes es un elemento muy interesante. Observando la calicata, tal es el nombre, se pueden conocer los diferentes estratos de la tierra, representando un cuadro ideal para que el turista entienda la importancia de las características del suelo en el cultivo de la vid.

Una vez terminada la visita de la cava, pasamos a la sala de degustación. Dicha sala es de 20 metros cuadrados y se encuentra directamente conectada a un gran salón para eventos La ambientación moderna donde predomina el blanco nos invita a disfrutar de una manera relajada uno de los momentos mas importantes de toda visita… ¡La degustación! Nuestro guía, entusiasta y conocedor de la materia, nos dio una breve descripción de las líneas de la Bodega, comenzando por la línea Entry Level hasta llegar al ícono “Carmenere”. En nuestro país existen pocas expresiones de este varietal nacido en Francia y hoy emblema de Chile. El Carmenère da vinos frutados y de buen cuerpo; sugerimos probar la versión de Vistandes para conocer esta gran uva y sus vinos, ¡Realmente vale la pena!

Finalizada la degustación, estábamos listos para almorzar en el restaurante “La Carmenère”. Allí nos estaban esperando para ofrecernos las diferentes opciones que conforman el menú. Rodeados de viñedos y una atención personalizada disfrutamos de los exquisitos y abundantes platos de la interesante oferta gastronómica del restaurante, acompañados con una selección de sus mejores vinos.

Bodega Vistandes es una hermosa bodega donde la historia familiar, los paisajes y la calidad de sus vinos se unen para ofrecernos una inolvidable experiencia.

¡La recomendamos!

Esta entrada fue publicada en Tours de vinos, Vacaciones en Mendoza, Wine, Wine Regions, Wine Tourism, Wine Tours. Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.